Etiquetado: udp

Senior Cohousing. Ya somos 3 millones

Comunidad de Trabensol

Trabensol, una de las pocas comunidades de senior cohousing en España

El pasado 12 de mayo tuvo lugar en Madrid la jornada “Cohousing Senior, una alternativa“, organizada por la Unión Democrática de Pensionistas (UDP). El Media-Lab Prado, “laboratorio ciudadano” de proyectos colaborativos, acogió a los 24 participantes de las mesas y a varias decenas de personas congregadas para reflexionar sobre el concepto, las diversas experiencias fuera y dentro de nuestro país, las soluciones para su financiación y las propuestas políticas en torno al modelo de cohousing como alternativa residencial para las personas mayores.

El concepto va calando y nos alegra enormemente observar y compartir los, a nuestro juicio, tres grandes logros que trajo consigo la jornada:

  1. La constatación de que las personas mayores en gran medida quieren vivir en cohousing (¡3 millones de personas!, según la encuesta presentada de la que hablaremos a continuación),
  2. La actual apuesta de la banca ética para la financiación de los proyectos, y
  3. El consenso en el apoyo por parte de las fuerzas políticas de todo signo para la creación de esta alternativa de vida.

Recordamos. Cohousing, cohousing senior y jubilares

Antes que nada, recordamos los puntos clave en la definición del “cohousing”. Miguel Ángel Mira, presidente de la Asociación Jubilares, lo resumió sencillamente como aquel grupo de “personas que se juntan y toman la iniciativa, para diseñar de forma participativa el lugar donde vivir”.

6 caracaterísticas que definen el cohousingSe trata de una solución que aporta, como expresa Greg Banford, un buen equilibrio entre vida privada / comunidad / vida social en que se incluye. Son lugares divertidos, donde se vive muy bien, y siempre tienen demanda (lista de espera). Las 6 características de nese “éxito”, que son comunes en todo el mundo y que de forma empírica lo definen son:

  • Autopromovido, de iniciativa y diseño del grupo.
  • Diseño intencional para favorecer la relación vecinal
  • Zonas comunes significativas, extensión de las viviendas (no de gestión externa)
  • Autogestionado, con organización colaborativa de las tareas comunes (comisiones)
  • No hay jerarquías,  y los papeles se reparten de forma natural
  • La economía es privada, y las viviendas cuentan con todos los elementos que aseguran la independencia de los residentes

A ello además debemos añadir otra clave de éxito: el grupo establece las condiciones para vivir en estas comunidades, y lo suele hacer mediante  una lista de espera, transparente y de reglas conocidas. La herramienta de tenencia habitual (también para nuestro país resulta más adecuada) es la de cooperativa de cesión de uso, o la de un promotor sin ánimo de lucro (ej. administración). Para las personas mayores el modelo resulta especialmente adecuado pues, no tratándose de una solución “habitacional” (9 de cada 10 personas mayores tienen en España vivienda en propiedad), es solución “social” que supone un buen arma contra la soledad. El cohousing es una oportunidad para las personas mayores; así lo entendieron algunas de estas personas hace más de 30 años y nació el “senior cohousing“, iniciativas que recogen sus distintas necesidades e intereses como colectivo con necesidades específicas: emprender un nuevo proyecto vital y dar salida al deseo de dejar un legado, una mejora para generaciones venideras, ilustran nuevas actividades y diseños del entorno que suponen un empoderamiento para mejorar su autonomía, combatir la soledad, etc.

Un “Jubilar” añade a todas estas características el compromiso de la comunidad de elaborar estrategias para que sus miembros puedan permanecer incluidos en ella hasta cualquier nivel de dependencia, recibiendo en casa los apoyos necesarios bajo un modelo de atención integral y centrada en la persona. Este compromiso influye en el diseño arquitectónico (arquitectura adaptada y adaptable, de diseño universal),  les motiva a organizar sus recursos -humanos y materiales- para el caso de aparición de situaciones de dependencia, o les lleva a dotarse de ayuda para organizar aspectos socio-sanitarios (“gestor de casos”, mediador, etc.)

Gracias a ese compromiso, un Jubilar, si lo desea, puede postularse ante las Administraciones locales como una Dotación, en su clase de Equipamiento de Bienestar Social o equivalente

 

Experiencias. Otras iniciativas

Taller Cohabitatge 16mayo

Taller Jubilares – Sostre Cívic, el pasado 16 de mayo en Barcelona

A lo largo de la jornada pudimos conocer de primera mano algunas experiencias realizadas y muchas que comienzan a echar a andar. El representante de la embajada danesa Mikkel Larsen habló de los primeros cohousing (Dinamarca fue  pionero en 1972) y senior cohousing (15 años más tarde). En la actualidad existen 250 senior cohousing en ese país, como cooperativas de cesión de uso, vivienda social de alquiler o con promotor privado (en ese caso suele haber alquiler). La receta del éxito siempre es la misma: participación activa.

Trabensol alcanzó su sueño, tal y como explicaron Álvaro Moreno, arquitecto (Ecohousing) y Paloma Rodríguez (presidenta de Trabensol) mediante un “proceso participativo real”. El grupo es quien realmente sabe lo que quiere y los técnicos se integran en ese equipo de personas promotoras de su propia forma de vida. “Trabensol lo hemos hecho nosotros”, aseguraba Paloma. “Hago lo que puedo en la medida de mis posibilidades, me junto con otros, y llamamos a los técnicos para lo que no p0demos”.

Es la convivencia, que iniciaron mucho antes de ir a vivir juntos, la que a jucio de Paloma es éxito de su iniciativa Trabensol. Javier Álvarez Souto, representante de la experiencia Meridiano, cree que el reto a resolver está en la financiación, en la economía, y no tanto en la cohesión, la convivencia o el cooperativismo, que da por descontado en el seno del  grupo de amigos que inició el proceso con aquella excursión…

En las mesas de la jornada se presentaron otras iniciativas, más o menos cercanas al comúnmente aceptado concepto de cohousing o covivienda, como la explicada por Jesús Valiño, director general de Hogar Futura, que entiende la autogestión, la iniciativa o el autodiseño como características opcionales, entre una amplia muestra de servicios integrados y que pone a su disposición esta gestora de cooperativas multidisciplinar.  Federico Armenteros explicó los avatares del proyecto de la Fundación 26 de Diciembre que él preside, un espacio para la inclusión de un colectivo (mayores LGTB) no solo marginado, sino durante mucho tiempo realmente perseguido. Alfonso Calle Pintos, fundador de Alalba, insistió en la clave del cooperativismo y la “capacidad de florecimiento personal que da la forma de cooperar entre las personas”. Julián Ucero, vicepresidente de Convivir, apoyó esta idea, la del “clima afectivo de amistad y cooperación” que han logrado con su proyecto en Horcajo de Santiago (Cuenca), para “vivir en la vivienda propia, como en casa”.

mtn_developers1

Experiencia de Senior Cohousing en Nuevo Mexico. Comunidad que aporta mayor autonomía personal

Informe sobre el interés de las personas mayores en el cohousing (vivienda colaborativa)

oido-cohousingvivir_cohousingEn la jornada se destacó un interesante trabajo, que da pistas sobre la demanda social de este tipo de iniciativas. “Queremos otra forma de vivir, como queremos… No queremos que nos marquen pautas… Decimos ¡Basta!”. Son palabras de Paca Tricio, directora gerente de UDP, que encargó el estudio que ahora se presenta:

Se realizó durante el mes pasado, tomando una muestra de más de 400 personas. Según el informe, elaborado por Simple Lógica, la mayoría de las personas mayores consideran poco o nada probable vivir en una residencia en el futuro. 2 de cada 3 han oído hablar de cohousing (si no con esa palabra, sí del concepto: comunidades autogestionadas con viviendas y espacios comunes para compartir), y más del 40% se plantea vivir en un lugar así siempre que sea en su localidad (32,8%) o incluso en cualquier lugar (8,6%).

Según esto, y extrapolando al total de las personas mayores en España, más de 3 millones estarían dispuestas a vivir en un senior cohousing o jubilar.

Informe completo aquí: El-cohousing-y-las-personas-mayores-abril-2015

Financiación: a Fiare se suman Coop57 y Triodos

Si la demanda es tan amplia, es lógico que entidades financieras o administraciones empiecen a ser conscientes de ella. Y así es: Fiare Banca Ética ya ha financiado experiencias como Trabensol o Convivir, y asegura que seguirá haciéndolo: “no nos preocupa la arquitectura, sino la convivencia, el proyecto de vida”, afirmó Juan Garibi. El análisis económico se acompaña de un importante análisis ético: se valoran más los proyectos de solidaridad interna, y los que tienen potencial para transformar los municipios en los que se implantan. Es un hecho que las experiencias de cohousing demuestran que de puede mejorar la vida del entorno. Las personas mayores, aseguraba Garibi, son “elementos de transformación de la sociedad, los mismos del 68… ¡Les toca otra vez!”

ahorrarA Coop57 le interesan las experiencias de cohousing, no como proyectos finalistas, sino como “camino”. También como “sociedades integradas”. Los ejes imprescindibles para optar a la financiación por esta entidad son: democracia y participación directa en la cooperativa, régimen de igualdad interno, sostenibilidad y finalmente, la participación en la propia organización de Coop57 como socio. No se financia a personas físicas, sino a la cooperativa, con el aval mancomunado de cada persona (de la misma forma que Fiare).

Triodos Bank se suma en esta apuesta hacia el cohousing: según los criterios de financiación de la entidad, recordados por Elena Galerón, se compromete a financiar aquellos proyectos que conlleven un compromiso por la sostenibilidad ambiental, social y cultural. Reconoció que hace tres o cuatro años, cuando se presentaron las primeras propuestas, “aún había miedo” de arriesgar en estos proyectos; hoy, sin embargo, Triodos “ya ha perdido el miedo”.

El miedo no lo ha debido de perder aún la banca tradicional, que como recordó Soledad Gallego-Díaz, desistió de acudir a esta jornada. Un hecho que “muestra el momento que vive la banca en nuestro país”.

La adminstración apoyará estas iniciativas

Futuros concejales Madrid CohousingEn plena campaña electoral los partidos políticos prometen, y es nuestra obligación tomar en serio su palabra. Para que conste, aquí la expresamos por escrito:

En esta mesa se reunieron representantes de 5 partidos para el ayuntamiento de Madrid: PSOE (Purificación Causapié), PP (Beatriz Elorriaga), Ahora Madrid (Pablo Carmona), IU (Mª Prado de la Mata), C’s (Sergio Brabezo). Y las preguntas que se les hizo fueron dos: ¿Es necesaria la intervención pública en nuestro país para garantizar el buen fin de este modelo? ¿Se considera que el cohousing senior puede redundar en el abaratamiento u optimización de los servicios sociosanitarios de las personas mayores?

La respuesta fue unámime en cuanto al apoyo y respaldo por parte de las instituciones públicas para las iniciativas de creación de comunidades autogestionadas. Todos los representantes, salvo PP (“me comprometo a estudiarlo”) ofrecieron suelo público en forma de cesión de uso para el establecimiento de comunidades de cohousing senior. Purificación Causapié explicó además su intención de reforzar los “servicios de ayuda a domicilio para facilitar este tipo de iniciativas”, “apoyo jurídico y de gestión”, apoyo para “avalar de cara a facilitar la financiación” y “colaborar con organizaciones sociales para que sean ellas las que tomen la iniciativa”. Por su parte, Pablo Carmona (Ahora Madrid) se refirió a la “ayuda en la financiación” y también al “apoyo técnico por parte del ayuntamiento”. Sergio Brabezo (C’s) se refirió a su programa, el único que habla de “cohousing” de forma explícita, para describir la forma de colaboración público-privada: EMV que cedería suelo, Servicios Sociales y Cámara de Comercio que trabajaría el diseño financiero.

Éxito de la jornada de Madrid. El 6 de junio en Barcelona

Consideramos un verdadero éxito de la jornada saber que más de 3 millones de personas mayores ven el senior cohousing como una opción real a la que querrían acceder; saber que los representantes políticos ya conocen el modelo y lo apoyarán; saber que ya hay más entidades financieras que apuestan por los jubilares, por el cohousing y el senior cohousing.

sostre_civicPor nuestra parte seguiremos difundiendo sobre el modelo en otras partes. El pasado 16 de mayo realizamos, en colaboración con Sostre Cívic, una jornada de presentación y taller para el grupo “Cohabitatge Gent Gran” que desea crear un jubilar en las cercanías de Barcelona. El próximo día 6 de junio convocamos en la misma sede a todas las personas o grupos que deseen hacerlo en cualquier punto de Cataluña. Realizaremos un taller de búsqueda de afinidades (que llamamos de “lugar y la actividad”) con las personas que se han dirigido a nuestra entidad, y todas aquellas que se quieran sumar. Esperamos que de ahí salgan varios grupos que puedan hacer realidad su sueño.

Cartel SCH-Barcelona

¡No hemos hecho más que empezar! El senior cohousing es una realidad en nuestro país.

 

 

Anuncios

Qué hacemos con las pensiones

AMU 13-03-2014El pasado jueves, en la Escuela de Relaciones Laborales de Madrid tuvo lugar un acto de presentación de la Asociación de Mayores Universitarios (AMU), organización federada en la Unión Democrática de Pensionistas (UDP). La entidad, de reciente creación (2013) y representada allí por su presidente, Juan Carlos Ortigosa Perochena, se declara solidaria, pluralista, no confesional e independiente; tiene como objetivos la representación del colectivo de Personas Mayores y Pensionistas y la promoción de la mejora de sus condiciones de vida, la sensibilización, los derechos a la no discriminación, la educación, salud, seguridad, los intereses económicos, culturales y sociales, de ocio y tiempo libre, de este colectivo.

El acto fue presentado por Paca Tricio, Directora Gerente de UDP, la cual recordó la historia de esta confederación de más de 3.000 organizaciones, que representa a un millón y medio de socios. UDP nació en 1977 y nunca ha dejado de crecer y trabajar por los pensionistas de nuestro país. La asociación Jubilares es socia sectorial de UDP desde el año pasado.

Qué hacen los Estados (en concreto el español) con las pensiones

Las dos ponencias que tuvieron lugar a continuación mostraron dos caras de una realidad económica que nos preocupa: la sostenibilidad del sistema público de pensiones, y el empleo de esas pensiones para el sostenimiento de las familias. Miren Etxezarreta, catedrática emérita de economía aplicada de la Universidad Autónoma de Barcelona, se muestra especialmente crítica no solo con las soluciones que desde hace décadas se están aplicando de cara a la sostenibilidad del sistema de pensiones, sino con el propio diagnóstico de la situación. Si las pensiones públicas dependen, como es el caso en España, de las cotizaciones de los trabajadores y éstos son cada vez menos (ya no solo debido al paro que ha generado la crisis, sino a la paulatina reducción del número de trabajadores necesarios en los países desarrollados), es evidente que no hay forma de acumular el dinero necesario que pagará las pensiones futuras. Hoy solo el 35,2% de las personas en España trabajan. Es decir, que un tercio de la población cubre las necesidades de todos.

jubilacionLa última reforma del gobierno actual (2013), así como la del gobierno anterior (2011), y mirando atrás, el pacto de Toledo (1988), también las reformas llevadas a cabo en otros países, el informe del Banco Mundial ( “Para evitar la crisis de la vejez“, 1994)… Todos ellos analizan el problema con argumentos como los expuestos y concluyen en fórmulas, dice Etxezarreta, “siempre en la línea de rebajar las pensiones públicas. El último “Informe del Comité de Expertos sobre el factor de sostenibilidad del sistema público de pensiones” (se puede descargar aquí) propone fórmulas que adaptarán la cuantía de las pensiones a la situación demográfica y económica variable en el tiempo. Y proponen complementar con sistemas privados de pensiones. Todo ello servirá a un sistema de pensiones sostenible.

Pero hay OTROS expertos

Sin embargo otros expertos sostienen, como es el caso de Miren Etxezarreta, que esa visión del problema es parcial. ¿Por qué asumimos que “la financiación de las pensiones públicas no puede ser deficitaria y sí puede serlo el ejército?”. Y concluye: La financiación de las pensiones es un tema de redistribucion de la riqueza. Para ello propone fórmulas alternativas a las tradicionales: si en los últimos años (crisis aparte) se ha seguido produciendo cada vez más con menos trabajadores… ¿por qué las pensiones han de depender del número de trabajadores y no de lo que éstos producen?, si hemos de ajustarnos el cinturón todos, ¿por qué no se suben nunca las cotizaciones? Pero además, ¿por qué las pensiones han de provenir exclusivamente de rentas del trabajo y no también del capital?, ¿por qué no se pagan con impuestos, como en el caso de Dinamarca?… Ir a la búsqueda de ingresos y no recortar el gasto, proponía en su día el único “experto” que no llegó a firmar el famoso informe. Las soluciones pueden ser múltiples.

Uno de los peligros más recurrentes acerca del problema de “financiación de las pensiones” es plantearlo como el problema de “las pensiones”, o peor aún, el problema del “envejecimiento”. Hemos asumido, como recordaba Paca Tricio, una imagen de las “personas mayores como objeto de gasto”. “Nos ahorraremos 40.000 millones con la última reforma de las pensiones”, nos dicen, pero… las personas mayores NO nos ahorraremos esa cantidad, sino que vamos a dejar de percibirla. Las palabras son importantes, los estereotipos nos marcan y nos excluyen socialmente. Sean cuales sean las mejores soluciones al problema, coincidimos en que el envejecimiento de la población no es el problema  sino una oportunidad, y en todo caso tenemos derecho a participar en el debate sobre cuestiones que nos afectan a una parte importante de la población, las personas mayores. Hoy por hoy esto no es posible. La persona que va a ver reducida su pensión de jubilación ya no tiene oportunidad de cotizar más o contratar un plan privado. El cambio de las reglas del juego con carácter retroactivo es injusto y excluyente.

Qué estamos haciendo las personas mayores con nuestra pensión

La última parte de las ponencias se centró en un estudio sobre la situación económica de las personas mayores y sus familias. Y es que hay que recordar que la paulatina reducción de las pensiones afectará a millones de familias que ya están viviendo en circunstancias difíciles. Más de la mitad de los pensionistas cobran por debajo de los 600€  y uno de cada ocho por debajo de los 300€. E incluso con esta situación, las personas mayores están en muchos casos manteniendo económicamente a sus familiares y amigos:

evolución ayuda mayoresJavier Álvarez Souto presentó el informe La crisis económica y la solidaridad familiar de los mayores, un estudio realizado por Simple Lógica S.L. para el barómetro del mayor de UDP, en colaboración con IMSERSO. El dato más escalofriante, el que refleja el gráfico adjunto: casi el 60% de las personas mayores de 65 años están ayudando económicamente a familiares (fundamentalmente hijos) o amigos. Hace cuatro años tan “solo” era el 15%. Al tiempo, se ha reducido en un 40% la cantidad de mayores que reciben ayuda de otras personas.

Estos datos reflejan una situación altamente preocupante. El 70% de los que ayudan a otros considera esa ayuda “imprescindible”. Por otra parte, los que menos tienen son los que más ayudan. Así, 9 de cada 10 personas con escasa capacidad de gasto considera que sin su ayuda la persona que la percibe no podría vivir dignamente.

El informe completo se puede descargar aquí o leer en la página de UDP.

Desde Jubilares queremos dar la enhorabuena a la Asociación de Mayores Universitarios por su labor y en concreto por la convocatoria del pasado jueves.

Esperamos participar en más jornadas de debate sobre los temas que nos preocupan a las personas mayores.

Sobre los estereotipos de “viejo activo”

Llegar a los noventa, disfrutando. Ese es el mensaje y en principio estaríamos de acuerdo. Se trata de una nueva campaña de publicidad para vender embutido y nosotros entramos en el juego de la redifusión porque nos sirve para observar críticamente ciertos tópicos respecto de los mayores. Pero primero veamos el vídeo:

Efectivamente todos podríamos ser cualquiera de ellos. Mensaje provocador si aceptamos el guante: mírate como ellos. ¿Un viejo… yo? Ya lo comentábamos el mes pasado. ¡Qué difícil es empatizar con un “viejo” cuando parece que nunca nosotros lo seremos!

El spot ciertamente parece enviar mensajes positivos, modelos que invitan a la acción: “tener un brazo de hierro”, “estar muy vivo”, “ser el líder del pelotón”, “ágiles”, “fuertes”, “rápidos para aprender juntos…”. Las acciones son fantásticas. Pero el objetivo de dichas acciones nos decepciona: “el number one de la petanca”, “los viajes del IMSERSO”, “el rey del dominó”, “la reina de la brisca o de la sopa de letras”, “el baile”, “el cardado de pelo”

En fin, el anuncio nos plantea un modelo de “actitud” que resulta estimulante, pero sinceramente creemos que yerra en el modelo de “actividad”. El viejo de hace 30 años ya era el señor que juega a la petanca y la señora que lo hace a la brisca y los que “se apuntan” al viaje que otros organizan para ellos (ej. IMSERSO). Eso ya ERA. ¿Qué ejemplo debería plantear como para que el joven del anuncio quiera “ser uno de ellos”?

Creemos que el envejecimiento activo es algo más que ejercer la actividad tópica de viejo pero con más fuerza… La persona mayor activa de nuestra generación ya es otra: la señora que busca en internet la mejor oferta de hotel para el viaje que ella misma organiza, el que llama a su hijo para preguntarle por la receta de la salsa con la que siempre triunfa, los que sacan los viejos jarrones del trastero y montan un mercadillo en el barrio, el que ayuda como economista a crear una empresa a un grupo de jóvenes, los que mandan watsapps con las fotos de los nietos a los que cuidan, la señora que comienza el taller de escritura creativa, y la que lo imparte… Si quieren más imágenes estimulantes, las que los mayores de UDP nos regalaron hace unos meses en unos fantásticos vídeos hechos por ellos mismos. ¿Y la petanca, la brisca y el baile? También, claro que sí. Pero estas instantáneas parecen una oportunidad perdida cuando se quiere presentar a esa nueva generación de mayores que “no necesitan demasiado a los hijos, pero que harían orgullosos a sus nietos”.

Cambiar los estereotipos sobre mayores es parte de la pedagogía del envejecimiento activo. El concepto es demasiado valioso, el mensaje suficientemente importante, como para confundirlo, como creemos que se está haciendo últimamente en los medios, con la prolongación de la vida laboral o en este caso, con jugar más partiditas que nadie.

El compromiso social de las personas mayores

Más del 7% de los voluntarios de la Cruz Roja son mayores. Foto: Cruz RojaQuizá a causa del poco agraciado título del Real Decreto – Ley aprobado hace dos meses (“para favorecer la continuidad de la vida laboral de los trabajadores de mayor edad y promover el envejecimiento activo”) se han multiplicado en los últimos días los artículos sobre este concepto:

El envejecimiento activo no es mantener las condiciones laborales más años, sino una opción de vida alejada de aquello que dicen los angloparlantes cuando hablan de jubilación: “retirement” (retiro). En español decimos “jubilación” que viene de “iubilare” (alegría). Y de la alegría por vivir viene la acción…

Los “nuevos jubilados”, como dice Angelina Fernández, vicepresidenta de UDP Madrid, para el artículo de El País “Jubilados sin petanca” (02-05-2013) son aquéllos que quieren seguir siendo una parte activa de la sociedad aunque haya finalizado su etapa laboral. En el artículo se habla de distintas formas de afrontar la jubilación: los que se aislan, los que pasean, los que viajan, conducen o hacen voluntariado, que hacen “cosas que no son de personas mayores”. Imaginamos que el articulista cuando dice esto en realidad quiere referirse a las cosas que “habitualmente” no “eran” de mayores.

INE cambio mayores 65 años. Fuente: El PaísHoy “la formación, el nivel económico, las posibilidades de viajar, el acceso a las nuevas tecnologías… ha propiciado un cambio en el estilo de los mayores”. Los datos del INE sobre personas mayores en España confirman esto. También revela datos concretos sobre las actividades que conforman este estilo de vida.

En otro reciente artículo, Maestros enganchados al aula (El País, 21-04-2013) se habla de personas que ayudan a aprender  a inmigrantes. “Multitud de docentes retirados de toda España siguen dando clases como voluntarios, dan charlas, apoyos extraescolares en asociaciones de mayores…” La motivación es múltiple: para ejercitar la cabeza, para sentirse útil, para “intentar ayudar a la gente. Yo pagaría por hacer esto”, dice Francisco Caballero, maestro jubilado de Sonseca (Toled0).

El compromiso social de las personas mayores es elevado. Según el barómetro de mayores de la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España (UDP), descrito en este artículo de Elmercuriodigital (11-04-2013), “en el último mes el 67,5% de los mayores de 65 años, más de cinco millones y medio de personas, han realizado alguna actividad no remunerada, aparte de las propias del hogar, prestando apoyo solidario a otras personas o colectivos.” Las cifras en valor absoluto son más impactantes: 5 millones de personas. De ellas, más de 1 millón trabaja activamente desde una ONG. 1,5 millones de mayores ha facilitado algún tipo de apoyo económico a otros familiares. Y casi la mitad de las mujeres mayores realiza alguna actividad de apoyo a sus familiares, amigos o vecinos.

El envejecimiento activo es riqueza para todos. Después de tres o cuatro décadas de trabajo activo, quedan estadísticamente otras dos de jubilación. No es siquiera éticamente aceptable considerarlo un “retiro”. Se trata de una oportunidad de seguir creciendo, para la persona jubilada; y una oportunidad de aprovechar el potencial de las personas, tengan la edad que tengan, para el resto de la sociedad.

Jubilares en la revista de la UDP

UDP248Jubilares cuenta con un pequeño reportaje de dos páginas en la revista de la UDP “El poder de la unión”, en su número 248, de noviembre-diciembre: págs. 31 y 32, sección de ocio y estilos de vida (en la revista se denomina con el desenfadado término de “Diviértete”).

El artículo lo han redactado desde la propia revista a partir de los encuentros que hemos mantenido en los últimos meses.  “Un jubilar no es una residencia, es un grupo de personas que han decidido cambiarse de casa para vivir uno al lado del otro”. Así comienza el texto. Como nos ocurre a menudo cuando explicamos qué es un jubilar, comienza por decir lo que NO es. Qué difícil parece explicar lo nuevo…

En todo caso sí destaca los puntos clave que nos parecen diferenciadores de nuestro modelo: las “intensas relaciones de vecindad” sin perder la “libertad personal” (“uno sigue viviendo en su casa”), la “participación” en todo el proceso de creación y en la vida del jubilar, la existencia del “método” de creación de la comunida, “entendida como grupo capaz de apoyarse mutuamente y dar seguridad”; la “asistencia domiciliaria”, como “asistencia integral y centrada en la persona hasta cualquier nivel de dependencia” (vivienda para toda la vida)…

Invitamos a la lectura de la revista, que se puede descargar en versión pdf, junto con los últimos números, en este enlace.

Ahí se encuentra información sobre el XVIII Congreso Confederal Internacional, en el que pudimos participar en noviembre, la campaña “Doce Causas para 2012”, la clausura del Año Europeo del Envejecimiento Activo y mucho más.

Está en tu mano

Así reza el eslogan de la última campaña de la UDP para promover el envejecimiento activo, realizado por jubilados de toda España.

Nos sumamos en la promoción de este mensaje.  “Envejecer es inevitable“, dicen, y tú has de decidir cómo envejecer. Es una buena reflexión. Vencer la resistencia a hacerse mayor es un primer paso, el segundo es seguir viviendo de forma activa: “lleva una vida sana, cultiva tus relaciones, diviértete, conéctate, aprende, participa, descubre, investiga, emprende nuevos proyectos… atrévete”.

En español decimos una preciosa palabra: “jubilación” en lugar de “retiro”, que dicen los ingleses. Aquello viene de “jubilare”, en latín “gritar de alegría“…

… Está en tu mano.

12 causas. Por unas viviendas accesibles y adaptadas

Desde Jubilares hablamos también de “adaptables”, porque la capacidad de transformación es clave para una vivienda “para toda la vida”…

viviendas accesibles y adaptadas

El pasado día 5 de diciembre se difundió el informe “Por unas viviendas accesibles y adaptadas” por parte del Imserso y Unión Democrática de Pensionistas (UDP) dentro de la campaña “Doce causas para 2012”. Se trata de la causa de noviembre.

Doce causas para 2012 es un programa de sensibilización social en el que cada mes del año 2012 se está dedicando a una Causa o tema relacionado con el envejecimiento de la población. En el marco de este programa del Imserso en colaboración con UDP, se elaboran los 12 informes a partir de las aportaciones de las pesronas mayores.

Según el presidente de UDP, Luis Martín Pindado, “el Plan Nacional de Accesibilidad 2004-2012, que se diseñó bajo el lema Por un nuevo paradigma, el Diseño para Todos, hacia la plena igualdad de oportunidades y que concluye este año debe tener continuidad. Debemos tender a imitar el modelo sueco donde el 93% de las personas mayores vive en su casa de toda la vida

El 87,3% de las personas mayores en España prefiere vivir en su casa, aunque sea sola (Encuesta Mayores 2010. Imserso). De hecho la opción de seguir viviendo en casa con atención y cuidados en caso de necesitar ayuda es la señalada por el 77,1% de los mayores de 65 años; seguida por el 33% que quiere vivir con los hijos; el 12,9% que elige la opción de ir a un centro de día y regresar de noche a casa y en proporciones similares vivir en una residencia bien de forma temporal (8,5%), bien de forma permanente (10,2%) (Informes Portal Mayores, nº 99). El 37% de las personas mayores viven solas, y las viviendas donde residen no se encuentran adaptadas a sus necesidades, lo que aumenta la incidencia de las barreras de su entorno, ya que algunas de estas podrían salvarlas con ayuda de una persona.

Según los datos que los redactores del I Plan Nacional de Accesibilidad 2004-2012 tomaron en cuenta para la elaboración de dicho Plan, el 100% de los edificios evaluados incumplía alguno de los criterios de accesibilidad establecidos, en cuanto a las viviendas también en el 100% de las viviendas analizadas los baños y aseos eran inaccesibles; en el 78,7% las cocinas y en el 59% vestíbulos y distribuidores.

Hacer una vivienda accesible ya no es una necesidad, debe ser una obligación –apunta Pindado– a tenor de los datos sobre envejecimiento de nuestra sociedad. Hay miles de personas mayores que viven en pisos altos sin ascensor, y en domicilios que necesitan adecuarse para una mejor accesibilidad y seguridad. Invertir en mejorar estos domicilios generaría muchos puestos de trabajo en un sector con grandes cifras de desempleados como es el de la construcción”.

El informe completo se puede descargar aquí: Informe-11-Por-unas-viviendas-accesibles-y-adaptadas

XVIII Congreso de la UDP. “Los mayores, generadores de riqueza”

Hoy regresamos del XVIII Congreso de la Unión Democrática de Pensionistas (UDP), celebrado los días 6 y 7 de noviembre en la localidad de Chiclana de la Frontera. La UDP nos invitó a la Asociación Jubilares a participar en las jornadas con la instalación de un stand informativo acerca de nuestra labor como asociación, con la proyección de la película “¿Y si vivimos todos juntos?” y dinamización del coloquio posterior, donde hablamos de esas preocupaciones comunes entorno al envejecimiento, la necesidad de decidir por uno mismo, el miedo a la soledad…

En las intervenciones y ponencias se puso de manifiesto la preocupación por la situación económica, y en la necesidad de búsqueda de nuevas fórmulas de financiación, pero también de reconsiderar la inversión en los mayores. Luis Martín Pindado, presidente de la UDP lo manifestaba así: “por cada euro que las administraciones dedican a promocionar el envejecimiento activo nosotros se lo devolvemos multiplicado en actividad, en participación, en solidaridad, en actividad. Somos generadores de riqueza”.